Mis Últimos Libros: "De Música Ligera", "La Guerra de los Sueños I y II" y "Tirano"

Hola amigos,

Después de mucho tiempo (época de examenes, principalmente) sin mucha lectura en mis manos, este mes vuelvo a tener libros (bastantes, eso sí) para comentar en este foro. Algo de novela histórica y de fantasía (ya sabéis, mis dos géneros preferidos junto a la ciencia ficción) y una grata sorpresa de una de las enfants terribles de la literatura española actual. Empecemos, por aquello de la novedad, por esto último.

"De Música Ligera" es el último libro de la bilbaína Aixa de la Cruz. Esta joven (sólo 21 añitos), galardonada con varios premios literarios por su primera obra "Cuando Fuímos los Mejores" y por la obra de teatro "I don't like mondays", es una de las mayores sorpresas que me he llevado a las manos en los últimos años. La historia se centra en dos extraños que se encuentran en un pub irlandés de Madrid. Ella, una joven veinteañera, con pasado marxista, una relación llena de altibajos con su novio y un horizonte mareante... Él, un maduro profesor de piano, con problemas a la hora de relacionarse. A través de la conversación que mantienen durante unas horas, la autora nos habla de política, cultura, música, relaciones personales... Pero lo más importante es cómo lo hace. Sin un estilo fijo, utilizando múltiples cambios de género y forma literaria (desde recortes de prensa a cartas, pasando por dialogos dramaturgos, ensayos, entrevistas...) y continuos saltos narrativos y flashbacks. Y, sobre todo, con la MÚSICA como motor de la acción y el argumento. En todo momento se hacen referencia a grandes de la Historia músical de las últimas décadas (The Smiths, The Beatles, Bob Dylan, Patti Smith, Kurt Cobain, The Clash...). Los personajes beben de estos artistas, toman prestadas sus frases más famosas, y el segundo plano de la novela tiene constantemente apretado el play de sus discos. Una gratísima sorpresa a la cual habrá que seguir en el futuro (9 sobre 10)

"De música ligera":
GÉNERO: Multigénero. Epistolar, dramaturgo, ensayo, entrevistas, periodístico... sin un patrón fijo.
UN PERSONAJE: Dylan, el profesor.
TE GUSTARÁ SI TE GUSTÓ... los libros de José Ángel Mañas (Historias del Kronen) o de Juán Manuel de Prada (Coños), pero sobre todo la MÚSICA.

Y de una sorpresa positiva a una pequeña decepción. Y es que después cayeron en mis manos los dos primeros vólumenes de la multireferenciada saga de "La Guerra de los Sueños" de John C. Wright. "El Último Guardián de Everness" nos presenta a Galen, y el resto de su familia, los Guardapasos, que han mantenido durante siglos el secreto de la puerta de la Tierra al mundo de los sueños. Sin embargo, un error suyo permite al brujo Azrael y su tropa de seres fantásticos el paso a nuestro mundo. Galen, su padre y su abuelo, junto a Cuervo y Wendy, serán los abanderados del Bien frente al Mal en la enésima lucha entre la luz y la oscuridad, la virtud y el pecado... de la literatura universal. "Las Nieblas de Everness" continúan la historia una vez que Azrael se ha hecho con el poder de la mansión de Everness y el fin de la Tierra está cerca. La calidad de John C. Wright es indudable y se percibe desde el principio en esta saga. Hay innumerables guiños a ritos de diversos folklores (nórdico, sajón, oriental, árabe...) y el estilo narrativo es también de indudable precisión y contundencia. Aunque la idea de fondo esté muy vista, el hecho de mezclar el mundo de los sueños (irreal) con el terrenal sí que me parece interesante. Sin embargo, el resultado final dista mucho de la impresión inicial. El autor se precipita en la primera novela en presentarnos a los personajes (que quedan vagamente dibujados) y se empeña en introducir a miles y miles de personajes, seres, monstruos... y demás invenciones, muchas de ellas sin que aporten mucho a la historia. Lo peor viene en la segunda parte de la saga cuando además se empeña en introducir en la narración al Gobierno de los (siempre presentes) EEUU y a sus servicios secretos. En fin... una pena porque la idea de fondo tenía mucha tela que cortar... aunque el resultado sean sólo algunos flecos de calidad y un montón de deshilachados... (4 sobre 10).

"El último guardián de Everness" y "Las nieblas de Everness":
GÉNERO: Fantasía
UN PERSONAJE: Los selkies (focas que pueden ponerse la piel de los seres que matan), de lo más original de las novelas..
TE GUSTARÁ SI TE GUSTÓ... las novelas sobre mitos y folklore tradicional, las invenciones oníricas de Lovecraft (aunque esto no se acerque ni de lejos al genio de Providence) o, sí, no estoy bromeando, las novelas de Dan Brown.

Por último, y por aquello de no quedarme (ni dejaros) con mal sabor de boca, os hablaré de "Tirano" de Christian Cameron. Se trata, al parecer, del primer volumen de lo que va a ser una saga. Y, al menos este primer volumen, me ha dejado con un muy buen sabor de boca y con ganas de que llegue el resto. Ya desde la portada, esta novela histórica atrae fervientemente al lector. La historia nos presenta a Kineas, un mercenario ateniense, antiguo soldado del ejercito de Alejandro Magno, que es contratado por el tirano de la ciudad de Olbia para entrenar a su ejercito de caballería (hippeis). Situada en las tierras de los escitas (lo que actualmente son las tierras que rodean el Mar Negro), esta trepidante novela me recuerda a los grandes clásicos sobre guerras y batallas de la antigüedad, con un estilo fresco y directo, adentrándose no sólo en los aspectos más técnicos y tácticos de los soldados, ejercitos y batallas, sino ayudándose también para el desarrollo de la trama de la intriga, el amor, la traición o el miedo a la muerte. Aventuras al más puro estilo clásico con una amplia calidad narrativa y de estilo. Como he dicho antes, con ganas de que llegue la segunda entrega... ( 7 sobre 10)

"Tirano":
GÉNERO: Aventuras, Novela histórica
UN PERSONAJE: Filocles, el espartano.
TE GUSTARÁ SI TE GUSTÓ... las historias sobre la Grecia clásica (La Ilíada, La Odisea...), "Creación" de Gore Vidal (y que ya comenté no hace mucho en este blog...) o las películas históricas del estilo de "Troya" o "Alejandro Magno" (no por la calidad de estas películas, sino por su género...)

Un abrazo

ESCAPADA: Puente del Padre en Suiza

Hola amigos,

Lunes después del Puente del Padre (por cierto, aprovecho "los micrófonos" para felicitar al mío) y casi recién "aterrizado" paso a comentaros algo sobre la escapada que he tenido la suerte de hacer con la excusa de este fin de semana largo. Y es que lo he aprovechado para volver a uno de mis sitios favoritos dentro de Europa: Suiza. Aunque ya es la cuarta vez que visito a los "neutrales" suizos, y aunque en un viaje de poco más de tres días no es mucho lo que puedes degustar de un país como este, no han faltado tampoco esta vez las sorpresas y las buenas sensaciones. Tomando como "base de operaciones" la casa de nuestros amigos Carmen y Pepe (un abrazo enorme desde aquí para ellos y sus hijos Lucía y Cheo por su maravillosa hospitalidad, cariño y buen rollo generalizado) cerca de Lausanne, he aprovechado para hacer bastante turismo (cultural y gastronómico, como es habitual en mis viajes) y algo de deporte de montaña. Paso a contaros más detenidamente.

Después de llegar el miercoles a la noche a Ginebra y de trasladarnos en coche hasta la casa de nuestros amigos en Belmont (cantón -así se llamán las regiones suizas- de Vaud), el jueves aprovechamos el día para pasear y dar una vuelta alrededor de uno de los principales focos de atención de la zona: el lago Lemán o lago de Ginebra, por las increíbles imagenes y vistas que desde él se observan, en las que se entrecruzan en el mismo encuadre la esfera casi marítima de los más de 580 kilómetros cuadrados del lago, con la esfera puramente alpina de las interminables montañas que lo rodean en su parte suizo-francesa. En este paseo pudimos caminar por las ciudades de Vevey (famosa por ser la sede internacional de Nestlé) y Montreux (famosa por su internacional Festival de Jazz) y visitar el enigmático y envidiablemente bien situado Castillo de Chillon, donde personajes como Rousseau o Lord Byron pasaron algunos de sus mejores días. El día acabó con una maravillosa fondue de queso para chuparse los dedos...

El viernes lo dedicamos por la mañana a realizar una de las cosas típicas cuando vas a Suiza: practicar deportes de montaña. En este caso nos acercamos al maravilloso entorno de Les Pacotts para hacer algo de travesía nórdica con raquetas y disfrutar de un día maravilloso en Los Alpes suizos, donde todavía se puede disfrutar de una gran cantidad de nieve junto a unas vistas realmente embriagadoras. Después de completar nuestra jornada deportiva con una suculenta comida típicamente del país (con su caldo, sus macarrones con crema y morilles, y su helado), volvimos a nuestra base de movimientos y aprovechamos la tarde para dar una vuelta por la propia ciudad de Lausanne. En dicho paseo disfrutamos de alguno de sus múltiples encantos, como la Catedral, el Parque de Guillermo Tell al lado del Palacio de Justicia, la Iglesia de St. Francois, el Ayuntamiento y el espectáculo de marionetas del reloj de su plaza, o el Museo Olímpico (tengo que recordar que esta ciudad es mundialmente famosa por ser la sede del Cómite Olímpico Internacional), además de degustar su inigualable chocolate en alguna de las chocolaterías más antiguas de Suiza.

Para el sábado quedó el desplazamiento más largo del fin de semana (aunque ninguno demasiado largo debido a lo bien situado que está Lausanne y a las dimensiones de este "país de juguete") ya que cambiamos de cantón y nos fuimos a visitar la región de La Gruyere, cuyo principal foco de atención es la ciudad medieval de Gruyeres, vigilada por su descomunal Castillo y desde donde se pueden admirar las maravillosas vistas que de esta región alpina se tienen desde sus almenas y ventanales. Además es curioso este Castillo porque en él se entremezcla la arquitectura medieval con exposiciones de arte moderno, esoterismo de origen masón... y hasta el Museo H.R. Giger, creador de Alien y cuyo contraste con el resto del paraje es digno de mención cuando menos... Después de una maravillosa raclette de queso (lógicamente de la región...) y unas frutas del bosque con crema natural nos fuimos a acabar nuestra ruta turística a la ciudad de Friburgo. Una de las pocas (3) ciudades bilingües suizas, esta pequeña ciudad situada en una terraza sobre el río Saane, presenta como principales centros de atención la Catedral de San Nicolás, de estilo gótico y cuya torre principal mide más de 75 metros de altura, sus incontables puentes y fuentes, y su Ayuntamiento en la Plaza de San Jorge, con su inconfudible reloj.

En definitiva, unos días maravillosos con amigos maravillosos en unos parajes maravillosos. Viaje de cinco estrellas para volver a la realidad con fuerzas renovadas.

Prometo poneros fotos en cuanto me sea posible en la sección de fotos del blog. Hasta entonces, un fuerte abrazo

SOPA DE LETRAS: El final de "El Camino"

Hola amigos,

Esta mañana me he despertado con la triste noticia de la muerte de Miguel Delibes. No sólo se trata de una de las mejores plumas que ha dado nuestro país en el siglo XX sino que, y de ahí esta entrada en este blog, es (era, perdón, todavía no me acostumbro) uno de mis escritores favoritos. De hecho, el primer libro de literatura adulta (después de los cómics, los libros maravillosos de la colección del Barco de Vapor o alguno juvenil de Alfaguara...) que cayó en mis manos fue "El Camino", y las aventuras del Mochuelo, el Tiñoso y el Moñigo en aquel pueblo, que tan realisticamente describía la vida cotidiana, la sociedad, las costumbres... de las tierras castellanas, fueron algunas de las "culpables" de mi amor por la lectura en estos días, casi veinte años después.

Se ha ido uno de mis escritores favoritos. Con él empecé el camino de la lectura, con él conocí a Mario, con el que pase cinco horas maravillosas, con él me senté a la alargada sombra de un ciprés, con él conocí al hereje, con él disfrute de inocentes santos y discutí sobre el voto del Sr. Cayo, con él leí los diarios de cazadores, jubilados y emigrantes, descubrí señoras de rojo sobre fondo gris, con él llegue incluso a amar las ratas...

Y lo peor no es que se haya ido Delibes, sino que se une a la triste pérdida hace sólo unos meses del poeta uruguayo Mario Benedetti. Si el primero fue el que me introdujo en la prosa, el segundo fue el que lo hizo en la poesía. Dos de mis escritores preferidos que se han ido a entablar interesantes conversaciones literarias con otros que ya lo habían hecho antes como Robert Jordan, J.R.R. Tolkien, Julio Verne, Emilio Salgari, Isaac Asimov.... La verdad es que ya me quedan pocos. Una verdadera pena. Por eso no he podido resistirme a escribir al menos unas líneas para el recuerdo de estos dos grandísimos escritores de nuestro tiempo. Se han ido, es verdad, y eso es malo. Pero lo bueno, como sucede con los verdaderos artistas, es que aunque ellos se hayan ido, nunca desaparecen del todo porque nos quedamos con su arte, con sus obras. En este caso, descansando en las estanterias de mi habitación... aunque ya llegó el final del camino.

No voy a dejaros ninguna letra de Delibes (aunque podría ya que sus obras han sido llevadas a la TV y al Cine con muchísima profusión y calidad...) sino que he preferido tirar de uno de mis poemas favoritos de Benedetti y así me desquito del haberme saltado su recuerdo cuando murió. Se trata de "Te Quiero" y aunque hay miles de versiones, tanto de famosos cantantes como de poetas, mi versión favorita es la que hizo el genial cantautor canario Jesús Garriga. Y esta es la que hoy os dejo aquí. Sirva de memoría para ambos...

Te Quiero: Jesús Garriga (letra: Mario Benedetti)
"Tus manos son mi caricia, mis acordes cotidianos
te quiero porque tus manos trabajan por la justicia.
Si te quiero es porque sos mi amor, mi cómplice, mi todo.
Y en la calle, codo a codo, somos mucho más que dos.
Tus ojos son mi conjuro contra la mala jornada;
te quiero por tu mirada que mira y siembra futuro.
Tu boca es tuya y mía, tu boca no se equivoca;
te quiero porque tu boca sabe gritar rebeldía.
Si te quiero es porque sos mi amor, mi cómplice, mi todo.
Y en la calle, codo a codo, somos mucho más que dos.
Y por tu rostro sincero. Y tu paso vagabundo.
Y tu llanto por el mundo. Porque sos pueblo te quiero.
Y porque amor no es aurora, ni cándida moraleja,
y porque somos pareja que sabe que no está sola.
Te quiero en mi paraíso, es decir, que en mi país
la gente vive féliz aunque no tenga permiso.
Si te quiero es porque sos mi amor, mi cómplice, mi todo.
Y en la calle, codo a codo, somos mucho más que dos"


Un abrazo

EN VIVO: Barricada

Hola amigos,

El concierto del año!!! El sábado por la noche tuve la grandísima suerte de asistir al concierto que el grupo navarro de rock BARRICADA dió en la sala La Riviera de Madrid como parte de la gira que están haciendo para dar a conocer su último disco "La Tierra Está Sorda" (al que próximamente dedicaré un espacio propio en este blog). El cartel de "no hay billetes" se había colgado con un par de semanas de antelación y el ambiente a las puertas del concierto era de noche especial. La media de edad era elevada y muchos de los asistentes han cambiado sus largas melenas por calvas o pelos rapados (la edad no pasa en balde ni perdona a nadie...) en los más de 25 años que el Drogas, Alfredo y Boni llevan haciendo rock del bueno. Sin embargo, lo que no ha cambiado en todos estos años es la fuerza y las ganas que le ponen los de la Txantrea a todo lo que hacen, y las ganas con las que son acogidos en la capital siempre que vienen.


Hace un par de años asistí también al concierto del 25 Aniversario de la banda en el mismo sitio. Las expectativas en aquella noche eran muy elevadas y eché en falta algunas sorpresas y algo más de duración de aquel concierto (a pesar de contar con la colaboración de gente como Rosendo, Porretas...). Sin embargo, la deuda contraída a nivel de expectativas en aquella ocasión ha sido totalmente resuelta con el concierto del sábado noche. Ya sabía más o menos cómo eran los conciertos de esta gira ya que muchos amigos y familiares habían tenido la suerte de acudir al concierto que dió el pistoletazo de salida a la misma en el Pabellón Anaitasuna de Iruña el 12 de diciembre. Sin embargo, por mucho que te cuenten hay que vivirlo para darte cuenta de lo especiales que son esta serie de conciertos.

La actuación tuvo dos partes claramente diferenciadas. En la primera hora y media de concierto, el grupo navarro dio completo repaso a los temas de su último disco. Para aquellos que no lo conozcan se trata de un trabajo monográfico sobre la Guerra Civil española desde el punto de vista de los vencidos, en el que el grupo, y especialmente Enrique "El Drogas", han estado trabajando y documentándose durante más de dos años. Y el resultado ha sido excepcional: letras contundentes, complejas y profundas (con textos de Dulce Chacón, Luis Cernuda...) y un sonido cerrado y potente, que nos recuerda a los Barri de siempre pero que ha sido capaz de incorporar matices y sonidos hasta ahora desconocidos para sus seguidores (mucha culpa de esto la tiene la producción de Iker Piedrafita, el hijo de Alfredo y cantante de Dikers). En esta primera parte sonaron uno detrás de otro temas como "Desfilan", "Sotanas", la trilogía sobre la cárcel del monte Ezkaba (con las maravillosas "22 de Mayo" y "La estancia", para mí dos de las mejores canciones del disco), "Casas viejas"... y después de un momento acústico en el que sonaron las canciones más sencillas y menos instrumentadas del disco, como "Matilde Landa" o "Suela de alpargata"... acabaron con los dos singles extraídos hasta la fecha del disco: "Por la libertad" y "Pétalos", un homenaje a las 13 rosas. Acompañados en todo momento en el escenario por Iker, los Barricada mantuvieron bailando y disfrutando durante esta primera hora y pico, tanto a los que conocemos bien el nuevo trabajo como a aquellos que no lo habían escuchado en profundidad anteriormente.


Pero no contentos con este repaso exhaustivo de su último trabajo, después de cinco minutos de merecido descanso, y ya con la formación habitual (sin Iker) con El Drogas al bajo, Alfredo y Boni a las guitarras e Ibi a la batería, dieron contado repaso durante otra hora y media larga de algunos de los muchos éxitos que han ido dejándonos a lo largo de sus más de 25 años de carrera musical. Clásicos como "Todos mirando", "Noche de Rock'n'Roll", "Deja que esto no acabe nunca", "Rojo", "Okupación", "Contra la pared", "Animal caliente", "Esperando en un billar", "Bienvenidos", "Carnaval"... se mezclaron con canciones viejas que hacía mucho tiempo no escuchaba en un concierto, como "Tan fácil" o "Corre, corre", y que la verdad es un gusto que las recuperen para el directo. Durante toda esta parte del concierto, el público acabó de entregarse a los pamplonicas ferviertemente y estos nos lo devolvieron con una entrega, una garra y una fuerza impropia de un grupo cuyos componentes ya no tienen nada que demostrar después de casi tres décadas en lo alto del rock nacional. Parecía que había acabado el concierto a eso de las 22.30 de la noche cuando tocaron "Blanco y negro" y la gente pogueó como si no llevara más de dos horas bailando y saltando, pero los que conocemos a Barricada sabíamos que todavía les quedaban un par de ases guardados bajo la manga o el pañuelo del Drogas en este caso. Volvieron a salir para hacer el primer bis en el que sonaron tres auténticos temazos como "Oveja negra", "No hay tregua" y "Esta noche". Sin embargo, no parecía suficiente ni para la gente que estaba a este lado del escenario ni para los propios Barricada ya que aún tuvieron ganas de salir nuevamente y cerrar, esta vez sí, con "La silla eléctrica" un concierto que duró más de 3 horas y que satisfizo completamente a todos los que como yo tuvieron la suerte de acudir a la Riviera el sábado por la noche.


Un auténtico lujazo de concierto, sí señor. La semana comenzó con cine y TV, siguió con algo de flamenco, y ha acabado con Rock con mayúsculas.

Un abrazo y hasta la próxima

EN VIVO: Flamencos en Ruta 2010

Hola amigos,

Semana productiva esta en cuanto a eventos, semana productiva esta en cuanto a entradas en el blog. Anoche tuve la oportunidad de acudir a uno de los conciertos que la Universidad de Alcalá, junto a la Sociedad de Artistas Intérpretes y Ejecutantes (AIE), organiza dentro de la iniciativa "Flamencos en Ruta". El objetivo de dicha iniciativa es dar a conocer y promocionar a jóvenes artistas del género flamenco, y lleva ya varios años instaurada dentro del programa de actividades culturales que tiene la Universidad de Alcalá.

En concreto, el concierto de anoche presentaba a un joven guitarrista llamado Juán Campallo, que forma parte de las compañías de grandes como Antonio Canales o Javier Bordón y que hace un par de años fue el ganador del premio al mejor guitarra solista en el prestigioso Festival de la Unión. La impresión que me dió fue totalmente grata ya que a un virtuosismo y técnicas envidiables, unió una gran sensibilidad (rayando la timidez en muchos momentos), entre el tradicionalismo y las nuevas formas, que convenció a todos los presentes en el concierto. Además, contó con la inestimable colaboración de dos excepcionales acompañantes a la percursión que hicieron más ameno si cabe la representación. Por si todo esto fuera poco, el lugar de los conciertos de este ciclo, el Aula de Música de la Universidad de Alcalá, una antigua iglesia reacondicionada para albergar espectáculos musicales, tenía una acústica inmejorable.

En definitiva, a pesar de que los que me conocéis sabéis que el Flamenco no es mi pasión musical, la verdad es que del concierto de ayer salí realmente a gusto, sobre todo porque si algo me gusta de este tipo de estilo es la guitarra y la percursión, y ayer disfrute de ambas cosas. Una propuesta a aplaudir por parte de la Universidad de Alcalá y la AIE (que además es gratis, otro aspecto a resaltar) y que habrá que seguir en venideras ediciones (aunque aún quedan tres actuaciones este año los próximos tres miercoles para los que quieran pasarse por Alcalá y les guste el Flamenco...)

Un abrazo

Quiniela de Series: "Impostores" vs "Vientos de Agua"

Hola amigos,

Llevabais mucho tiempo pidiéndome que introdujera comentarios sobre cines de TV además de Cine y yo llevaba también mucho tiempo pensando en cómo hacerlo de forma original y poder así diferenciarme de los millones de páginas web y blogs sobre televisión que inundan la red en nuestros días. Y la solución me ha venido a la cabeza en los últimos días en los que reconozco que el vólumen de series de TV que veo es mucho mayor que el de películas de cine. ¿Qué mejor idea que comentar a la vez dos series que tengan puntos en común y qué puedan suponer dos opciones sustitutivas (o complementarias, según tiempo disponible y gustos...)?

Es lo que a partir de hoy se llamará Quiniela de Series y cuya primera entrada tiene su centro de atención al otro lado del charco, pero no en los EEUU sino en Argentina, de donde están saliendo en los últimos años series de ficción de indudable calidad y que pocas de ellas llegan hasta nuestras televisiones (salvo versiones, telenovelas y series juveniles). Hoy hablaré de dos de ellas, una que creo que no se ha estrenado en España aún y otra que lo hizo hace unos años pero con poca dedicación de la cadena (horarios intempestivos, días nefastos...) y casi nula aceptación de la audencia media, pero que ambas comparten como principales atractivos una notable calidad, el buen gusto por el Cine clásico (en este caso trasladado a la pequeña pantalla), la dirección de directores consagrados en la gran pantalla, y la participación de un elenco protagonista de peso y calidad suficientes.

En el rincón izquierdo del cuadrilátero, con pantalón rojo, tenemos la serie "Impostores". Se trata de una idea original del malogrado director Fabian Bielinsky, famoso por sus películas "Nueve Reinas" o "El Aura", y cuyo guión y dirección ha sido retomada finalmente por otro de los grandes de Argentina, Bruno Stagnaro ("Pizza, birra, faso", "Okupas"). La producción corre a cargo del mismo equipo que produjo "Nueve Reinas" y el tema central de la serie recupera el de dicha película: el trabajo de un grupo de timadores-estafadores de poca monta. En este caso, el grupo está liderado por "El Pardo", interpretado por el gran Federico Luppi (Pasos, El viento, Sol de otoño...), un viejo timador actualmente en la carcel y que se encarga de reunir un grupo de ladrones para llevar a cabo una serie de robos "de guante blanco" (cada uno en un capítulo diferente). El grupo estará liderado por Alex, Leonardo Sbaraglia (Carmen, Intacto, Concursante...), calculador, racional y estructurado; y Vicky, Leticia Brédice (Nueve reinas, Tetro, Plata quemada), bella, intuitiva e irreflexiva. El choque entre ambos personajes y la tensión sexual entre ambos marcará bastante del desarrollo de esta serie corta (únicamente 13 capítulos de 45 minutos de duración). Además de la pareja protagonista, el grupo lo completan un buen puñado de buenísimos secundarios de lujo, que dan forma a variopintos personajes como un ciego, un cocinero, un viejo dibujante, un joven despistado... En cuanto al estilo narrativo y visual de la serie, ésta bebe del Cine clásico (películas como "El Golpe"), combinando acción y humor a partes iguales, y en la que los giros inesperados en la trama y el talento del elenco protagonista son dos de sus principales virtudes. Además se nota que Stagnaro conoce a la perfección el mundo que trata de reflejar ya que tanto los golpes como el entorno en que se desarrollan son descritos casi a la perfección en cada uno de los capítulos. En general, una buenísima opción si te gusta el Cine argentino y las películas sobre robos, y quieres pasar un buen rato.


Y en el otro lado del cuadrílatero, con pantalón azul, tenemos la serie "Vientos de Agua" del magnífico director Juan José Campanella, autor de obras maestras como "El mismo amor, la misma lluvia", "El hijo de la novia" o más recientemente "El secreto de sus ojos". El argumento central era la inmigración a través de dos historias entrelazadas. Por un lado, la de José Olaya, interpretado por Ernesto Alterio (El otro lado de la cama, La chica de ayer, Días de fútbol), un joven minero asturiano que emigra en los años 30s a Argentina. Y, por el otro, la del hijo de éste, Ernesto, interpretado por Eduardo Blanco (El mismo amor, la misma lluvia, Un minuto de silencio, Luna de Avellaneda), que tiene que tomar el camino contrario debido a la crisis económica del "corralito" en 2001. Dentro de la trama histórica, los capítulos van narrando el viaje de José y su vida en el barrio de La Boca durante los años 40s y 50s (el estallido de la Guerra Civil española, los años del peronismo), así como sus relaciones sentimentales y fraternales con un joven hungaro de origen judío, Juliusz, y una joven italiana, Gemma. En cuanto a la trama situada en la actualidad, los capítulos van observando los problemas de adaptación que tiene Ernesto a su llegada a España, la melancolía de la familia dejada en Argentina, los problemas con la Administración a la hora de tramitar sus papeles, así como sus relaciones con otra serie de personajes, como Ana, una camarera que le ayuda a instalarse, o Mara, una inmigrante colombiana con la que compartirá piso. Entre los secundarios de lujo con los que cuenta esta maravillosa serie están Angie Cepeda (Mara), Marta Etura (Ana), Héctor Alterio (José, anciano), Valeria Bertuccelli, Caterina Murino, Barbara Goenaga, Claudia Fontán, Pablo Rago (Juliusz), Rubén Ochandiano o Silvia Abascal. El contenido y la crítica social es pleno durante los 13 capítulos de la serie (otra serie corta), y la calidad y cuidado estilismo visual - típico de Campanella- y el fantástico trabajo de todos los actores, dos de sus principales características a la hora de recomendar esta serie. Una auténtica obra de arte que, aunque no para la crítica especializada, sí pasó desapercibida para el público general en nuestro país (una pena...). Espero que no pase también de largo para vosotros.



"Impostores" vs "Vientos de agua": La Quiniela
DIRECCIÓN: Bruno Stagnaro vs Juan José Campanella (2)
ACTOR PROTAGONISTA: Leonardo Sbaraglia vs Ernesto Alterio/Eduardo Blanco (2)
ACTRIZ PROTAGONISTA: Leticia Brédice vs Angie Cepeda (X)
GUIÓN E IDEA ORIGINAL: X
ACTORES SECUNDARIOS: Federico Luppi vs Héctor Alterio (1)
ACTRICES SECUNDARIAS: 2 (Marta Etura, Valeria Bertuccelli, Claudia Fontán...)
ACCIÓN/AVENTURAS: 1
AMOR/SEXO: 2
MÚSICA/BSO: 2
HÚMOR: 1
PAISAJES/FOTOGRAFÍA: 2
NOTA FINAL: 7 vs 9,5 (2)

Luego el resultado de la quiniela de hoy es un 2 fijo (3 unos, 2 equis y 7 doses) favorable a "Vientos de Agua", aunque más por méritos propios que por deméritos de "Impostores", ya que ambas me parecen dos buenísimas opciones para disfrutar tranquilamente en el sofá de casa.

Un abrazo y recordad que estoy abierto a sugerencias sobre series (al igual que películas, libros, discos...) para próximas entradas...

Las Películas de la Semana: "Ágora", "Mapa de los Sonidos de Tokyo" y "After"

Hola amigos,

Después de un tiempo sin ver películas para poder comentar, esta semana se me han amontonado sobre la mesa unas cuantas. Entre todas, he elegido hacer una especie de homenaje a los Premios Goya del cine español que se dieron hace unos días y que ya comentamos en este blog, y hablar de 3 de las películas que, o bien ganaron premios este año, o bien optaban en alguna categoría. En concreto, hablaremos de la "internacional" "Ágora" de Amenábar, de "After" del siempre interesante Alberto Rodríguez, y, finalmente, de "El Mapa de los Sonidos de Tokyo" de otra de nuestras directoras más internacionales, Isabel Coixet.

"Ágora" era una de las películas más esperadas del año. Por el ingente capital desembolsado para su promoción, por el presupuesto que se ha utilizado para recrear la Alejandría clásica con todo lujo de detalles, pero sobre todo por la seguridad que da el trabajo de su director Alejandro Amenábar (Tesis, Mar Adentro, Los Otros). La película nos acerca a la vida de Hipatia, hija de Teón, el director de la biblioteca de Alejandría, uno de los centros más importantes del saber de la era clásica, donde la protagonista da clases de filosofía y astronomía, entre otras ciencias. Vive inmersa en una época convulsa de cambios en los que el Imperio Romano empieza su decadencia y la religión pagana comienza a perder importancia a favor de un cristianismo al alza después de años de persecuciones. La película, que mezcla aspectos históricos con otros de ficción, continua en la línea de las películas del director en las que se intenta introducir contenido moral y debates sociales en medio de un cine eminentemente comercial. En este caso, el resultado final no sé si es el que buscaba realmente, ya que la película deja indiferentes a muchos de los que la ven. En mi caso, la conclusión es positiva. Me encanta la crítica feroz que se hace del fanatismo religioso (de todos, no sólo del cristianismo como crítican algunos...), la labor de una actriz magnífica como Rachel Weisz (El jardinero fiel, My blueberry nights, Enemigo a las puertas) y la recreación de Alejandría que se hace con todo lujo de detalles. Entre los debes, la poca conexión con el resto del guión de algunas subtramas (como la relacionada con la astronomía o con el amor no correspondido del esclavo) y la falta de transmisión en algunos momentos. En general, una película muy recomendable para pensar, aunque no tanto si se buscan aventuras y acción tipo peplum (7 sobre 10).

"Ágora":
LO MEJOR: La producción de la película, consigue transladarte a la Alejandría de la época clásica desde el primer momento. El vestuario y la caracterización de los personajes. La idea de fondo, más allá de épocas o personajes concretos: la lucha contra la intolerancia.
LO PEOR: Las dificultades en muchos momentos de transmitir esa idea de fondo, que parece perderse en tramas secundarias. La falta de sentimientos en algunos personajes, lo que hace que el espectador no acabe de conectar con la película.
UN ACTOR/ACTRIZ: Rachel Weisz
UNA FRASE: "Si dos cosas son iguales a una tercera, ambas cosas serán iguales entre sí" (Principio de Euclides aplicado perfectamente a la intransigencia humana y religiosa en este caso...)
UN LUGAR: La biblioteca de Alejandría
UNA CANCIÓN: BSO compuesta por Dario Marinelli.

La segunda película del día, aunque española, tampoco está protagonizada por actores españoles ni rodada en nuestro país. En la línea de sus películas anteriores (Mi vida sin mí, La vida secreta de las palabras, Elegy) la directora Isabel Coixet ha elegido esta vez el atractivo Japón para el guión y los escenarios de "El Mapa de los Sonidos de Tokyo". La historia comienza con el suicidio de la única hija de un importante hombre de negocios en la capital nipona. Éste culpa al novio de la chica, David, un emigrante español dueño de una vinacoteca -Sergi López (Sólo mía, El labertinto del fauno, Negocios ocultos)- y decide contratar a un asesino a sueldo para que acabe con él. La historia se complica cuando aparece Ryu -Rinko Kikuchi (conocida internacionalmente por su papel en "Babel")-, una joven japonesa introvertida y con una doble vida que cambiará la vida de David. Película melancólica de atmósfera, donde el protagonista principal es la cultura japonesa, su gastronomía, sus costumbres, sus sonidos, sus lugares... al estilo de "Lost in translation" o las películas de Wong Kar Wai (aunque muy lejos en el resultado de estas...). Se tratan temas como la incomunicación, la soledad, el dolor, los remordimientos... pero también el amor, aunque sea un amor seco y duro en la mayoría de momentos. Estéticamente, la película es un auténtico lujazo para los sentidos, tanto visual como sonoramente, y el descubrimiento de Rinko Kikuchi también merece la pena. En general, película de autor para saborear detenidamente (7 sobre 10).

"El Mapa de los Sonidos de Tokyo":
LO MEJOR: La ambientación, para aquellos amantes de la cultura oriental, un auténtico placer para los sentidos. Sonidos, imagenes, lugares... "todo" es Tokyo, y tú estás en Tokyo desde el primer momento. El cartel de la pelicula, totalmente cautivador.
LO PEOR: La lentitud de algunos pasajes de la película en la línea de otras películas de Coixet. La falta de transmisión en ciertos momentos. El "aroma" a copia cool de "Lost in Translation" en ciertos fotogramas (el del karaoke o el de la ventana de la habitación...). Cierta descoordinación en el doblaje.
UN ACTOR/ACTRIZ: Sergi López
UNA FRASE: "Hay personas que envenenan la vida"
UN LUGAR: El hotel de parejas con las habitaciones en honor a París y, sobre todo, la habitación con decoración tipo vagón de metro.
UNA CANCIÓN: "Enjoy the silence" de Depeche Mode.

Y la última de hoy es lo nuevo de uno de mis directores favoritos, el sevillano Alberto Rodríguez (El factor Pilgrim, 7 Virgenes, El Traje), con "After". La historia cuenta el reencuentro de tres amigos treintañeros después de un año sin verse. Cenan y salen de juerga por la noche. A lo largo de la misma van apareciendo los recuerdos y fracasos que han vivido en el año que ha pasado sin verse, y los fotogramas de sus vidas mediocres y sin sentido se van alternando con las escenas de sexo, drogas y alcohol nocturnas. La vuelta a la adolescencia es la única salida que tienen estos tres amigos para huir de sus vidas actuales y After es la última parada (el último bar abierto) de dicho viaje. Film sobre el desasosiego y desesperanza de una egoísta sociedad moderna, donde la estética visual narrativa es de lo más destacable (donde se van alternando las imagenes nocturnas con flash-backs del pasado y a la vez se van entremezclando las historias vistas desde el punto de vista de cada uno de los tres protagonistas), aunque quizás haya cierto desequilibrio entre la historia de Ana y las de Manuel y Julio. En cuanto al elenco protagonista, dos actores ya consagrados, y que son de lo mejor que hay en el panorama actual nacional, como el polifacético Tristán Ulloa (Un buen hombre, Mataharis, Lucía y el sexo) y Guillermo Toledo (Crimen ferpecto, Al sur de Granada, Los 2 lados de la cama), y el descubrimiento de Blanca Romero, hasta ahora limitada a las páginas de papel cuché y a la TV, y que demuestra ser muy válida para el cine en esta película (con la que estuvo nominada a los Goya como actriz revelación). No es la mejor película del director (díficil de superar "7 virgenes") ni la más original ("El factor Pilgrim"), pero tiene elementos de calidad y originalidad suficientes como para ser vista (6.5 sobre 10)


"After":
LO MEJOR: El guión y la estructura no-lineal de la trama, original a la par que impactante y con capacidad de transmisión. El descubrimiento de Blanca Romero (anteriormente conocida como la ex de Cayetano Rivera). La crítica subrepticia a la sociedad moderna y a las falsas apariencias.
LO PEOR: Muchos momentos de "el sexo por el sexo". La falta de interconexión final de las tramas individuales o búsqueda de conclusiones argumentales.
UN ACTOR/ACTRIZ: Guillermo Toledo
UNA FRASE: "La madurez es una impostura, un invento de los adultos para justificar sus torpezas"
UN LUGAR: El puente de la Cartuja en Sevilla.
UNA CANCIÓN: Maravillosa música de Julio de la Rosa, aunque destacaré una canción que no es suya de la BSO, "Beneath the rose" de Micah P. Hinson.

Además de estas tres películas españolas, entre lo último que he visto, también os recomiendo que no dejéis de ver "500 Días Juntos" del debutante Marc Webb. Entre el sinfín de comedias de tintes románticos que he visto últimamente (no sé por qué pero llevo unas cuantas en las últimas semanas, de todos los colores y tipos, de todas las nacionalidades y estilos), me parece la más original tanto en su estética narrativa (va mezclando relatos de los 500 días de relación entre los dos protagonistas con continuos saltos temporales) como en el cuidado de su BSO, en la que destacan temas de grupos como The Smiths, The Black Lips, Wolfmother, Doves, o She & Him. El ambiente irónico y crítico típico de las películas independientes, la buena química entre los dos actores protagonistas (ojo al descubrimiento de Zooey Deschanel) así como la frescura del guión (alejado de las tradicionales comedias románticas donde chico conoce chica, chico se enamora de chica y chica acaba con él) son otros de los puntos fuertes de uno de los hits independientes del año.
Un abrazo y hasta la próxima