UNA DE CINE: Oscars 2011

Hola amigos,

La madrugada del domingo al lunes hora española se daban a conocer los premios Oscar de la academía del Cine estadounidense pocos días después de sus alter egos españoles, los Goya, que ya comentamos en este blog en su día. Por aquello de las comparaciones "odiosas" vaya por delante que yo personalmente me sigo quedando con Andreu Buenafuente antes que los "guapos" Anne Hathaway y James Franco, y que si la gala española se caracterizó por su excesiva duración y tediosidad en los discursos, tampoco le fue a la zaga la gala hollywoodiense. Aún así, se volvió a demostrar por qué en esto del show business son los primeros, y la gala tuvo algunos momentos originales como la aparición del gran Billy Cristal.

Menos originales fueron las decisiones sobre los premiados. Siguiendo con la historia reciente de la Academia la gran premiada de la noche fue la inglesa "El Discurso del Rey", que ya había barrido semanas antes en los Bafta británicos. Además del más que anunciado premio a Colin Firth por su maravillosa interpretación del rey Jorge VI se llevó los premios de mejor guión, director (Tom Hooper) y pelicula. La película es muy buena, estilísticamente más que notable y el elenco protagonista está muy bien al más que puro estilo británico de películas de época. Sin embargo, no me parece que fuera la mejor película del año y me queda la sensación de que la Academia ha perdido otra vez la ocasión de arriesgar y premiar productos más originales y atrevidos y se ha dejado llevar por el deseo de contentar a la mayor parte de la gente con una película muy "para todos los públicos".

Atrevimiento hubiera sido premiar a los Hnos. Coen por su "Valor de Ley" con el que reinterpretan el género del western de la mano del gran Jeff Bridges, pero claro, todavía estaba muy cercano su triunfo con "No es país para viejos"... También hubiera sido atrevimiento premiar a la taquillera "La Red Social", que aunque tiene algún fallo narrativo se trata de una de las películas más frescas y originales del año, la futurista "Origen", que ya puse por las nubes en su estreno en este blog, o la impactante e inquietante "Cisne Negro" de Darren Aaronofsky. Pero estas películas, quitando el film de los Coen que se fue de vacio, se han tenido que conformar, respectivamente, con premios menores (guión adaptado, montaje y BSO), premios técnicos o el premio a Natalie Portman. Tampoco esperabamos nadie que se atrevieran a premiar por fin! a una película de animación como "Toy Story 3" de Pixar, a la que hace tiempo se le quedó corto la categoría de mejor película de animación. Por lo demás, merecidos premios de efectos a la versión de "Alicia en el país de maravillas" de Burton, premio a la factoria Dogma escandinava con "En un Mundo Mejor" (ya era hora! aunque seguramente no con la mejor película que haya salido de sus atrevidas mentes), y el enésimo premio a un miembro de la familia Newman como compositor de la mejor canción original.

En definitiva, otra muestra de buen marketing y conocimiento de qué gusta a la mayoría de la factoria Miramax y su ex-dueño Harvey Weinstein y que continua la estela dejada por titulos multipremiados por la Academia en los últimos años como "La Vida es Bella", "Shakespeare in Love" o "El Paciente Inglés". Y luego dicen que en España somos previsibles...

Un abrazo

No hay comentarios: